Internacionales

Erdogan ultima a Grecia a negociar por la disputa territorial en el Mediterráneo

Van a entender el lenguaje de la poltica y la diplomacia, o en el campo (de combate) con experiencias dolorosas, amenaz Erdogan.

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, señaló que tiene “poder político, económico y militar” para afrontar un eventual enfrentamiento con Grecia e instó a Atenas a iniciar conversaciones diplomáticas en torno a la disputa marítima entre ambos países en el Mediterráneo oriental.

“Van a entender el lenguaje de la política y la diplomacia, o en el campo (de combate) con experiencias dolorosas”, amenazó Erdogan durante un discurso por la apertura de un hospital en Estambul.

Ankara se enfrenta actualmente a Grecia y Chipre por los derechos de exploración de petróleo y gas en el Mediterráneo oriental, donde las tres partes desplegaron a sus fuerzas navales y aéreas para hacer valer sus competencias en la región.

“Van a entender que Turquía tiene el poder político, económico y militar para romper los mapas y documentos inmorales impuestos”, agregó el mandatario turco, en relación a las áreas marcadas por Grecia y Chipre como sus zonas económicas marítimas.

Ejercicios militares en el Mediterráneo

La advertencia llega horas después de que el Ministerio de Defensa turco anunciara que este domingo empezará a realizar un nuevo ejercicio militar en el mar Mediterráneo.

Efectivos militares turcos y turcochipriotas participarán durante cinco días del ejercicio denominado Maniobras Asalto Mediterráneo Capitán Mártir Cengiz Topel, en recuerdo al piloto muerto en la guerra de Chipre de 1964 entre los grecochipriotas apoyados por Atenas y los separatistas turcochipriotas, precisó la agencia de noticias Europa Press.

Estas maniobras incluyen acciones aéreas, navales y terrestres, informó el Ministerio de Defensa turco en un comunicado recogido por la agencia de noticias oficial turca Anatolia.

La escalada del conflicto

La región del Mediterráneo oriental fue escenario de crecientes tensiones durante julio y agosto, el verano septentional, entre Atenas y Ankara a cuenta de las actividades de prospección turcas en aguas que reclaman Grecia y Chipre, un asunto que fue largamente tratado en en reuniones del Consejo de Asuntos Exteriores de la Unión Europea (UE).

A mediados de agosto, el conflicto entre Grecia y Turquía iba en aumento a raíz de las actividades de exploración turcas en aguas del Egeo.

A fines del mismo mes, Grecia selló un acuerdo con Italia para ampliar sus aguas territoriales en el mar Jónico hacia territorio italiano entre 10 y 20 kilómetros, en función de unos acuerdos alcanzados recientemente con Italia y Egipto.

La novedad tensionó aún más las relaciones entre ambos países, al punto que Turquía le advirtió a Grecia que de seguir con sus planes de ampliar las fronteras en el Mediterráneo, podría provocar una guerra.

La actividad militar en el Mediterráneo oriental se incrementó, cuando Francia e Italia decidieron desplegar más presencia naval en la zona en defensa de Atenas.

En ese contexto y para rebajar las posibilidades de un conflicto militar, la OTAN anunció el jueves que Grecia y Turquía acordaron abrir un diálogo en Bruselas.

Fuente: https://www.telam.com.ar/notas/202009/510624-turquia-grecia-mediterraneo.html