Internacionales

Con más de 6.000 casos diarios, Francia extrema la vigilancia

En ciudades como París y Marsella, el uso del tapabocas es obligatorio.

En ciudades como Pars y Marsella, el uso del tapabocas es obligatorio.

El Gobierno de Francia dijo este jueves que existe activa circulación del coronavirus en el 20% de las regiones del país, que permitirá a sus autoridades imponer restricciones locales para evitar otra cuarentena nacional y que el tapabocas será obligatorio en todo París.

Francia registró hoy 6.111 nuevos casos, la cifra más alta de contagios desde que el Gobierno del presidente Emmanuel Macron dispuso el fin del confinamiento en mayo.

Sin embargo y pese al resurgimiento de la enfermedad, el Gobierno galo mantiene sus planes de reabrir las escuelas la semana próxima, permitir el retorno de los trabajadores a sus puestos y de dar inicio el sábado a la carrera ciclística Tour de Francia.

“La epidemia está ganando terreno, y debemos intervenir ya. Francia debe hacer todo lo posible para evitar un nuevo confinamiento”, dijo a periodistas el primer ministro, Jean Castex.

Castex dijo que 21 de los 101 departamentos administrativos de Francia fueron declarados “zona roja”, con alta circulación del virus, y que sus autoridades podrán restringir movimientos o reuniones en caso de considerarlo necesario, informó Radio France.

En su primera gran rueda de prensa sobre el coronavirus desde que asumió el cargo en julio, el jefe de Gobierno dijo que pidió a las autoridades de París que empiecen a requerir el uso de tapabocas en toda la capital, y no solo en los barrios más transitados.

El sureste del país y la región parisina y sus alrededores concentran el foco de las alertas. París y Bouches du Rhône, cuya capital es Marsella, ya estaban tachadas como lugares de riesgo desde mediados de agosto.
El tapabocas ya es obligatorio en toda Marsella. La decisión se tomó ante un aumento evidente de los contagios.

Autoridades notificaron ayer 5.429 casos diarios, frente a los 1.000 a finales del confinamiento en mayo, y la tasa de incidencia es de 39 positivos por cada 100.000 personas, un nivel cuatro veces mayor que hace un mes.

Castex subrayó que “esos indicadores muestran que la epidemia gana terreno y que hay que intervenir o seguir haciéndolo de forma masiva”, con una estrategia basada en la prevención, la ruptura de la cadena de contagios y una actuación local.

En París, donde el tapabocas es obligatorio desde el 10 de agosto en las zonas más concurridas, su uso se quiere extender a toda la capital, avanzó Castex

Francia registró hasta ahora 297.485 casos de coronavirus y 30.581 muertes, una cifra que coloca en el séptimo país con más fallecidos a raíz de la pandemia a nivel global.

Fuente: https://www.telam.com.ar/notas/202008/507441-francia-extrema-la-vigilancia-ante-un-recrudecimiento.html